COLUMNISTAS

CÁMARA ARDIENTE

Estoy seguro de que con el VAR seguirá habiendo errores
Por: Santiago Rivas
Hora de compartir:

Santiago-Rivas-1-1 (1)Estoy en absoluto desacuerdo con meter el VAR en esta copa del mundo y en el fútbol en general. He repetido los videos de las peores embarradas: el gol fantasma de Inglaterra contra Alemania en el 66 y el que sí hicieron, pero no les valieron en el 2010, contra el mismo rival; la mano de Maradona, por supuesto; los robos a Italia y España contra Corea en el 2002 y el de Turquía contra Brasil en semis ese mismo año.

Está el arbitraje horrible en la final España-Holanda del 2010 y nuestro Oscar Julián Ruiz, que le regaló a los holandeses el partido contra Costa de Marfil, en Alemania 2006, y luego de verlos sigo convencido de que el VAR es una estafa.

Resultado de imagen para VAR

Para que el sistema de video asistente se active, debe ser pedido por el central. Si el artífice del error no lo pide no pasa nada. Claro, hay algunas cosas que el VAR podría solucionar, como los goles fantasmas (siempre y cuando el central lo quiera), pero ¿De verdad creen que va a acabar con los vacíos arbitrales en el fútbol?

¿Cómo daña un partido un árbitro? No siempre son errores cruciales, como un fuera de lugar imaginario, o uno real que no se pita; goles fantasmas, hechos con la mano, penaltis inventados, etc. A veces se trata simplemente de un juego obstruido constantemente por faltas menores de un equipo grande que no se cobran; saques de banda o tiros de esquina para el equipo equivocado; dejar quemar tiempo de más y reponer mucho menos; mostrar amarillas que no corresponden o responder con una tarjeta a cualquier cosa. Los pequeños errores, mil veces repetidos, hacen insufrible un partido.

La principal razón por la cual el fútbol se demoró tanto en incorporar cámaras y asistencia por video es porque debe ser un deporte fluido, todas las estrategias están subyugadas a la movilidad del balón; además, muchas jugadas acaban por ser interpretativas.

Cristiano Ronaldo Lol GIF

La humanidad, por ejemplo, jamás se pondrá de acuerdo en lo que respecta al penalti que le pitaron al Real Madrid en los cuartos de final de la Champions. No se trata solamente de sesgo o polarización, es una jugada que podría ser penalti o no. No hay forma en que el VAR resuelva estas situaciones, e incluso las que sí, se pueden presentar como jugadas sujetas a interpretación. A esto se suma que la cámara lenta no ayuda en absoluto a saber si algo es o no falta; en cámara lenta todo parece hecho con intención y eso solo generará peores malentendidos.

Resultado de imagen para VAR

Otro argumento válido es el rescate del error humano. Por mi parte, creo que el fútbol puede sobrevivir a pesar de los errores humanos, si aplicamos la “navaja de Hanlon”, que explica que no se debe achacar a la maldad lo que pueda ser causado por incompetencia. Si se presume que uno está siendo víctima de un robo aleve, de nada sirve una cámara de video, menos una que está siendo manejada por el árbitro y que nadie más puede ver.

Entonces ¿Para qué sirve el VAR? Para que los árbitros se laven las manos y sus actuaciones no se reflejen negativamente en la entidad que los contrata (la FIFA, la Dimayor o quien sea). La percepción de justicia es más importante que la justicia, y con la tecnología, si bien no se reduce la incompetencia, se da la impresión de estar haciendo algo.

Resultado de imagen para LA MANO DE DIOS

Yo prefiero vivir en un mundo en el que podemos contar la historia de “La mano de Dios”, con gol ilegal y todo, y no me preocupa que se deshumanice el fútbol, porque estoy seguro de que con el VAR seguirá habiendo errores, como suele pasar cuando a la incompetencia y el servilismo se suma la terquedad y se pierde tiempo.

Hora de compartir:

NEWSLETTER